Destacado

    Teletón

    Ricardo Vázquez Salazar

    Esfera Política

     

    Lo que nos faltaba. En medio de la crisis convulsiva que enfrenta nuestro país en estos momentos, la semana pasada el comité de expertos de la Organización de las Naciones Unidas sobre los derechos de las personas con discapacidad dirigió al gobierno de México un extenso documento en el que advierte: “Al Comité le preocupa que buena parte de los recursos para la rehabilitación de las personas con discapacidad sean objeto de administración en un ente privado como Teletón. Además, observa que dicha campaña promueve estereotipos de las personas con discapacidad como sujetos de caridad”.

    Cabría preguntarle a los preocupados expertos de la ONU: ¿En qué nos enfocamos? ¿En que a más de 75 mil niños y jóvenes les está cambiando la vida por recibir atención en un centro de rehabilitación Teletón, o en los estereotipos que señala la ONU? Porque el sistema Teletón existe gracias a la cooperación de millones de mexicanos, no se debe a una sola empresa o al gobierno.

    En México alrededor de 6 millones de personas tienen capacidades diferentes; representa el 5.3 % de la población total del país. De ellos, el 58.8 % tiene un problema motriz y el 8.5 % mental.

    ¿Cómo explicarle a un niño con capacidades distintas que hoy puede dar los primeros pasos de toda su vida por estar recibiendo atención médica y terapias en un centro rehabilitación; que la Organización de las Naciones Unidas que tiene por objeto mantener la paz y la seguridad, promover el progreso social, la mejora del nivel de vida y los derechos humanos, no está de acuerdo con una organización que tiene por objeto promover, crear y operar centros de rehabilitación para niños?

    Más de 75 mil pacientes -niños en su mayoría-, así como adolescentes y jóvenes son atendidos en los 21 Centros de Rehabilitación Infantil Teletón (CRIT), por padecimientos neuromusculoesqueléticos, parálisis cerebral, enfermedades neuromusculares, enfermedades congénitas, cáncer, autismo, entre muchos otros. Familias de escasos ingresos económicos son atendidas en un centro hospitalario del sistema CRIT, el sistema de rehabilitación pediátrica más grande del mundo.

    El teletón no es privativo de México. Hoy en día son doce naciones de Latinoamérica y el Caribe que se han unido al trabajo por los discapacitados. Promoviendo su pleno desarrollo e integración a la sociedad. Cada uno de los 21 CRIT, opera bajo estrictos estándares de calidad, certificados por instancias internacionales. El tiempo de espera de un niño para ingresar a las consultas a un CRIT, es de 2 minutos 35 segundos.

    En el mismo documento que emitió la ONU, descubre el agua tibia al señalar: El Comité insta al Estado Parte a establecer una distinción clara entre el carácter privado de las campañas Teletón y las obligaciones que el Estado debe acometer para la rehabilitación de las personas con discapacidad. Asimismo, le recomienda desarrollar programas de toma de conciencia sobre las personas con discapacidad como titulares de derechos.

    Como lo comentamos en este mismo espacio en noviembre de 2013: el Teletón es cuestión de sensibilidad y conciencia.

    rvazquez002@Yahoo.com.mx

    Share the joy
    •  
    •  
    •  
    •  
    •  
    •  
    •  
    •  

    Hacer Comentario

    Specify Facebook App ID and Secret in Super Socializer > Social Login section in admin panel for Facebook Login to work

    Specify Twitter Consumer Key and Secret in Super Socializer > Social Login section in admin panel for Twitter Login to work

    Specify Google Client ID and Secret in Super Socializer > Social Login section in admin panel for Google Login to work

    Su dirección de correo electrónico no será publicada.

    Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.