Destacado

    Salvador Muñoz

    Los Políticos

    La resolución del Tribunal Electoral en Veracruz para anular la elección de dirigente del PAN y convocar a nuevas elecciones, obliga a voltear a los otros partidos que son parte del escenario político y que viven a su interior circunstancias aparentemente diferentes a las de Acción Nacional, que se quiera o no, lo nieguen o no, vive una división al interior. Ahí está el PRI y esa desconfianza al padrón que tienen sus propios militantes y participantes por la dirigencia estatal; ahí está Morena, con Hugo Martínez Lino, con una estancia en la dirigencia estatal opaca que si es imperceptible, es por el ejercicio de algunos alcaldes de su partido y el del gobierno estatal, que hace que los reflectores ni lo tomen en cuenta… y el PRD, con una dirigencia que con más de dos años que ya se pasó de tueste, pero ni a nivel nacional ni estatal, parece importarles en lo más mínimo.

    Así, podríamos hablar que de un modo u otro, los partidos básicos en la entidad, tienen asuntos que resolver, algunos más complicados que otros y uno pudiera decir que quien la tiene más complicada es el PAN, luego el PRI, después el PRD y concluiría con Morena, pero si les dijera que a lo mejor el Sol Azteca pudiera hacer más ruido ¿me creería?

    II

    Después de la estrepitosa caída electoral que tuvo el PRI el pasado 2018 a nivel nacional, hubo una corriente al interior del Revolucionario Institucional que empezó a poner en alto una propuesta: cambiar de nombre al partido y en una de ésas, hasta de colores. Ahora, a más de ocho meses de esa idea, el otrora Partidazo tiene la mira puesta en la renovación de su dirigencia, tanto a nivel nacional como en la entidad… y aunque no lo crea, en el PRD hay voces en este momento, que lejos de demandar la renovación de sus líderes, ¡piden cambiarle el nombre al De la Revolución Democrática!

    Si Pitágoras no miente ni me engaña ni vacila como a López Obrador ante Jorge Ramos, la dirigencia nacional que inició Carlos Navarrete (octubre 2014) y la mantiene Ángel Ávila, ya terminó su periodo; mientras, en Veracruz, la dirigencia que asumió Rogelio Franco Castán (noviembre 2014), tiene un año y cacho que debió renovarse… el lapso que si mal no recuerdo se da a cada dirigencia, es de tres años. Luego entonces: ¿Cambiar nombre o cambiar dirigentes?

    III

    Después del “triunfo del PRI” en 1988, en octubre de ese año, Cuauhtémoc Cárdenas llama a las fuerzas que lo acompañaron en esa elección a un movimiento extraordinario en la historia de México, que pudiéramos decir que tuvo como consecuencia, un 5 de mayo de 1989, la creación del Partido de la Revolución Democrática, utilizando el registro del Partido Mexicano Socialista (PMS).

    A 20 días de que el PRD cumpla 30 años de haberle dado vida a una fuerza que hoy, les guste o no, está en el Poder con otro nombre, sus dirigentes nacionales y quizás estatales, llevan una nueva bandera: poner a disposición de varias organizaciones y asociaciones políticas, el registro del De la Revolución Democrática y desde allí, nombrar una dirección nacional que una vez que se asiente, replicarla en los estados.

    Si bien, el 2.8 por ciento de votos que obtuvo el PRD en las pasadas elecciones presidenciales es una llamada de emergencia, muchos del Sol Azteca consideran que el cambio de nombre implicaría intentar mentir, no sólo al ciudadano sino al mismo militante y ojo, porque si bien es cierto que Morena ha sido receptor de priístas, panistas y por supuesto, de perredistas en estas últimas fechas, no hay que desdeñar a aquellos militantes que aún se mantienen en el Sol Azteca porque desde antes del 1988, después del 88, en ese 1994, o incluso en ese 2006, acompañaron a un Cuauhtémoc (Cárdenas, no Blanco) y López Obrador porque creían en un sueño en el que de un modo u otro, sin estar en el poder, fueron parte fundamental para la democratización del país… habría que preguntarle a esos impulsores de la renovación de nombre que no de dirigentes, dónde estaban en el 88 para tratar de entender su intención de poner el PRD “a venta” al mejor postor.

     

    smcainito@gmail.com

     

    Hacer Comentario

    Su dirección de correo electrónico no será publicada.