Destacado

    Sergio González Levet

    Sin tacto

    A ver, a ver, a ver: como no podía deshacerse del avión presidencial por la ruta de la venta directa, el Gobierno de la República decidió hacer una rifa, de 500 pesos el cachito y 6 millones de boletos, para obtener 3 mil millones de pesos cuando el avión vale unos 2 mil millones, es decir, habría una ganancia porque se recibirían no 130 millones de dólares sino más de 150 millones.

    Con todo y la loquera de hacer una rifa para “vender” el armatoste, venía siendo una forma, aunque mala, de quitarse de encima el problemón que implicaba mantener esa nave que nadie quería comprar, cuando una de las promesas más fuertes de campaña de AMLO había sido que la vendería apenas tomara posesión del cargo.

    Cuando López Obrador anunció en la mañanera del 17 de enero de este año que se proponía rifar el Boeing 787-8 modificado, muchos pensaron que se trataba de una broma del tabasqueño, quien muchas veces ha mostrado un genuino sentido del humor.

    ¡Pero no! El Presidente iba en serio, al grado tal que hizo trastabillar y tener que desdecirse a su Secretario de Comunicaciones, el ingeniero Javier Jiménez Espriú, quien también pensó que los reporteros querían agarrarlo de maje cuando le comentaron lo de la rifa que había anunciado públicamente su jefe unos momentos antes, lo que él no conocía.

    El asunto de la rifa caminó por todo el mundo y se volvió viral. No faltaron quienes pensaron que era un distractor más que lanzaba AMLO, para desviar la atención sobre errores o acciones poco populares de su gobierno, que trae un descenso persistente en la simpatía popular, aunque las mediciones oficiales quieran convencernos de lo contrario.

    La teoría de las cajas chinas se ha fortalecido en la medida en que ha crecido una larga serie de controvertidas declaraciones desde las mañaneras, que parecen ser el fruto de todos los días en el mensaje presidencial.

    La baja en las pensiones del IMSS, la desaparición del Seguro Popular, el alza en impuestos, el cambio en los puentes vacacionales son apenas algunos temas que ha sacado a la luz pública el presidente López Obrador, y se suman a otros que han convertido la rueda de prensa del Palacio Nacional en un circo mediático.

    Pero de regreso al avión, ahora resulta que la rifa se hará, pero no habrá un ganador, sino 100 premios que recibirán 20 millones de pesos cada uno.

    ¿Y el aparato por el cual se hizo la rifa, con el fin de que el gobierno pudiera quitárselo de encima?

    Pues ese seguirá en poder del Gobierno de la República, en posesión de la Secretaria de la Defensa Nacional.

    Así que la rifa sólo servirá para cobrar un impuesto adicional de 500 pesos a 6 millones de mexicanos. Como si no tuviéramos suficiente con los problemas económicos en que nos tiene metidos la Cuarta Transformación.

    ¿Qué sigue?

    sglevet@gmail.com

    Share the joy
    •  
    •  
    •  
    •  
    •  
    •  
    •  
    •  

    Hacer Comentario

    Specify Facebook App ID and Secret in Super Socializer > Social Login section in admin panel for Facebook Login to work

    Specify Twitter Consumer Key and Secret in Super Socializer > Social Login section in admin panel for Twitter Login to work

    Specify Google Client ID and Secret in Super Socializer > Social Login section in admin panel for Google Login to work

    Su dirección de correo electrónico no será publicada.

    Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.